Lifestyle

Vinos espumosos, tipos y características

Asociado a celebraciones y momentos de encuentro, el vino espumoso es, sin lugar a dudas, un tipo de vino muy prestigioso. Cada vez más consumido en todo el mundo, es ideal para regalar en cualquier momento, dada su versatilidad y frescura. Combina con calor, con frío, con playa, piscina, fin de tarde, brunch, almuerzos, cenas, citas románticas… sólo tienes que utilizar tu imaginación y disfrutar.

Así como las ocasiones en que podemos degustar un buen ejemplar, hay una gran variedad de espumosos disponibles. Cava, Prosecco y Cava, cada uno con sus particularidades e historia. Pero, ¿sabes lo que diferencia a un vino espumoso de otro?

Para producir cualquier vino espumoso, es necesario elaborar un vino base (sin gas carbónico). Este líquido es, entonces, sometido a una segunda fermentación, que puede suceder en la propia botella o en un depósito de acero inoxidable.

En esta ocasión, vamos a profundizar en los tipos y las características de los vinos espumosos. Echa un vistazo:

Champagne

Los champagnes son producidos obligatoriamente en la región homónima, en Francia, con las uvas: Chardonnay, Pinot Noir y Pinot Meunier y, sin duda, se trata del vino espumoso más conocido alrededor de todo el mundo. El método de elaboración es el tradicional o Champenoise, en el que la segunda fermentación tiene lugar en la botella o, en algunos casos, en un recipiente de acero inoxidable. Cabe señalar que Champagne es una de las más bajas regiones vinícolas de Francia, con sólo 33 mil hectáreas, y muy parcelada, entre 15 mil propietarios. En ella se producen cerca de 5 mil marcas, de las cuales sólo unas pocas son conocidas en el mundo – específicamente, las que disponen de un gran presupuesto para publicidad. Las grandes casas productoras de vino, sólo algunas, además, son de propiedad familiar. Por otro lado, como el empleo de máquinas se encuentra prohibido en Champagne, todas las uvas son cosechadas a mano.

Prosecco

Se trata de ejemplares del Noreste de Italia, que deben tener un 85%, como mínimo, de uvas Glera (antiguamente conocida como Prosecco). Este tipo de champagnes son elaborados mediante el Método Charmat, en el cual la segunda fermentación se realiza en tanques de acero inoxidable, en la mayoría de los casos (y lo que le da su clásica presentación).

Cava

Los Cavas son champagnes producidos en España también por el Método Tradicional o Champenoise. A pesar de que su elaboración no se encuentra restringida a una sola región, como es el caso de los Prosecco; o bien, de los más conocidos Champagne, la uva utilizadas debe ser originarias de viñedos autorizados, tales como las blancas Macabeo, Xarello, Parellada, Malvasía, Chardonnay, y las tintas, de Garnacha, Monastrell, Pinot Noir y Trepat. Este vino se produce, así, en diversas regiones de la Peníncula Ibérica.

Otros vinos espumosos

Además de los descritos anteriormente (que, no obstante, son los más conocidos), hay muchos otros espumosos elaborados alrededor del mundo en los más diferentes terruños, varios, como los anteriores, vinculados a regiones y con reglas fijas de producción, pero también hay una gran mayoría sin valoraciones específicas y con excelente calidad.

Y pese a lo que se cree, no sólo existen vinos espumosos en Europa, ya que en el continente americano también se producen excelentes opciones, con altos estándares de calidad.

 

Leave a Reply

  • Responsable: Octavio Ortega Esteban
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: Octavio[arroba]kerchak.com