Lifestyle

Consejos de belleza

  • Si deseas hidratar tu cara y que luzca viva y lozana, toma un trozo de sandía, hazlo puré, agrégale una cucharada de miel de abeja y aplícatelo en la cara y cuello.
  • Si se te cae el cabello, evita utilizar cremas, geles, lociones o fijadores. Estos tienden a acumularse y tapar los folículos de tu cabello.
  • ¿Tienes los labios muy gruesos? Ten cuidado con los rojos fuertes, podrían lucir exagerados en tus labios.
  • Las vitaminas A, C y E ayudan a combatir el envejecimiento por su poder antioxidante. Las puedes encontrar en frutas, verduras, carnes, pescados, cereales integrales y productos lácteos.
  • Se recomienda siempre aplicar humectante y esperar varios minutos a que la piel lo absorba antes de comenzar a maquillarse.
  • Si no tomas el agua que necesita tu cuerpo, tu piel lo resentirá y se verá deshidratada y sin vida. Así que toma de 2 a 3 litros de agua diariamente.
  • Si eres propensa a las ojeras, evita el maquillaje en tonos morados o rojos en el área de los ojos. Estos colores las resaltan.
  • Al retocar el rubor durante el día, es preferible secar la grasa acumulada en el rostro antes de aplicarlo. Esto evitará que se acumule exceso de color en ciertas áreas.
  • Muchas veces luce peor la costra de maquillaje que te pones para cubrir un granito, que el granito en sí. Para disimularlo, usa una medicina para el acné con color. Así estarás combatiendo el grano mientras lo escondes.
  • Cuando vayas al salón de belleza, pídele a tu estilista que te enseñe como secarte el cabello después de un recorte y aprende cómo hacerlo tu misma. Así siempre te verás como recién salida del salón.
  • Ojos ahumados y labios color rubí no son una buena combinación. ¡Evítalos!
  • Si utilizas maquillaje con brillo, procura limitarlo a una zona de tu cara, ya sean tus ojos, labios o mejillas. Selecciona un producto con un brillo suave en vez de uno con escarchas y combínalo con colores suaves mate.
  • Si tienes los labios muy finos, evita las tonalidades muy oscuras.
  • Un flequillo perfecto se logra cuando es más corto en el centro y un poco más largo en los lados.
  • Unos ojos y labios maquillados demasiado fuertes crean una expresión muy dura. Siempre utiliza un maquillaje más intenso en los ojos, y más suave en los labios. O por el contrario, unos labios glamurosos contrastados con unos ojos sutiles.
  • Si decides llevar tus labios de rojo encendido, no te apliques tonalidades muy intensas en el resto de tu rostro.
  • El mejor momento para sacarte las cejas es justo después de un baño tibio o caliente. Agarra un solo vello a la vez con las pinzas y siempre tira en la dirección del crecimiento.
  • Nunca trates de combinar el rojo de tus labios con la ropa que utilizas.
  • Si el rímel -mascara- te queda muy espeso al aplicarlo, humedece el aplicador con un poco de removedor de maquillaje o con gotas para ojos. Pásatelo por las pestañas para eliminar el exceso y asegúrate de cambiar tu mascara por lo menos tres veces al año.
  • Para evitar un “look” demasiado mate después de aplicar el polvo y hacer que tu maquillaje se vea más natural, puedes rociar agua ligeramente en tu cara después de aplicarlo. Esto hará también que tu maquillaje dure más.

Leave a Reply

  • Responsable: Octavio Ortega Esteban
  • Fin del tratamiento: Controlar el spam, gestión de comentarios
  • Legitimación: Tu consentimiento
  • Comunicación de datos: No se comunicarán los datos a terceros salvo por obligación legal
  • Derechos: Acceso, rectificación, portabilidad, olvido.
  • Contacto: Octavio[arroba]kerchak.com